Athangudi tiles: las baldosas hidráulicas de la India

Olvídate de los Athangudi tiles. Seguro que de buenas a primeras, la India se te antoja lejana, exótica, calurosa y muy diferente a lo que estás acostumbrado. Sin embargo, siempre hay algún elemento que acerca dos países aparentemente muy distintos. Hoy descubrirás que el modernismo catalán y las mansiones del sur de la India tienen algo en común.

¿Qué conexión puede existir entre el sur de la India y España?


La historia de las influencias que van y vienen no ha tenido que esperar a la globalización para que encontremos elementos de países muy lejanos en nuestra vida cotidiana. Si indagamos un poco, aparecen similitudes, inspiraciones o usos parecidos a los nuestros en el entorno cotidiano de otras latitudes. Por ejemplo, cuando eras pequeño estoy segura que jugabas al parchís. ¿Sabías que este juego de mesa se inventó en la India bajo el nombre de parchesee? Pachís (25) era lo que se contaban cuando te comían una ficha.

Los pavimentos hidráulicos de la India

Ahora mira el suelo donde reposan tus pies. Si no tienes parqué, puede que estés pisando una baldosa hidráulica. Me refiero a aquellas que juntándolas hacen cenefas y dibujos continuos a lo largo de una habitación y que en los últimos años se han vuelto a poner de moda. Eran muy comunes en las casas burguesas de finales del siglo XIX y principios del siglo XX. En los edificios de Gaudí en Barcelona vas a ver una buena selección de suelos hidráulicos.

He aquí una de las conexiones de España con el sur de la India. En la zona de Chettinadu en Tamil Nadu encontramos diferentes talleres que se dedican a la fabricación de baldosas hidráulicas. El uso de esta técnica puede deberse al interés que tenían los comerciantes de la casta chettiar en imitar los gustos europeos en una época de creciente comercio internacional. La realidad es que sus diseños de los suelos hidráulicos de Chettinadu son muy característicos de la región.

La población de Athangudi (ஆதங்குடி) en el estado de Tamil Nadu da nombre a esta cerámica por lo que en la India se los conoce como Athangudi tiles. Sin embargo, no es el único lugar donde puedes encontrar pavimentos hidráulicos en la India.

Como llegar a Athangudi

La población de Athangudi es el centro de producción de baldosas hidráulicas más importante del sur de la India. Se puede visitar Athangudi en ruta desde Kanadukathan a Karaikudi y a Madurai. Supone un pequeño desvío, pero no va a cambiar demasiado tus planes.

En un viaje al sur de la India no puedes dejar de visitar uno de los talleres de baldosas de Athangudi. La visita se convierte en una experiencia didáctica que ayuda a comprender y recuperar el proceso manual de fabricación de los Athangudi tiles. Las fábricas siguen trabajando a mano y mantienen las técnicas tradicionales de su producción.

Cómo vistar un taller de Athangudi tiles

No hay un centro de interpretación o un museo que ofrezca una visita didáctica sobre la elaboración o la importancia de estos productos de artesanía. Así pues, si te interesa la creación de cerámica debes visitar directamente una fábrica y confiar en el buen hacer de tu guía o de la persona que te haga el tour por las instalaciones.

Muchos talleres están abiertos a recibir visitantes, aunque siempre hay que consultar con la oficina. Puede ser que te pidan una contribución de la voluntad o 100 rupias por visitante, puesto que la producción parará para enseñarte el proceso. Para los viajeros es algo simbólico así que sé generoso.

La visita a una fábrica se realiza de forma acompañada. Normalmente algún trabajador o propietario que habla inglés realiza el tour. Son explicaciones muy básicas y toda la curiosidad de los visitantes es bienvenida, así que no te cortes en preguntar. Te ayudará a entender mejor el proceso. Las instalaciones pueden tener mucho polvo. La buena noticia es que no hay que descalzarse.

Elaboración de las baldosas hidráulicas de Athangudi

De forma rápida y resumida el proceso de elaboración consta de siete pasos: 

1/ El primer paso consiste en la preparación del bastidor y la creación del diseño. Las baldosas se pueden diseñar a mano alzada o mediante un molde. Usualmente se hacen con molde para crear esas geometrías características de la baldosa hidráulica. En el fondo se pone un cristal. El molde de hierro con el dibujo se inserta en un bastidor de madera. De esta forma puede verterse la pintura y que queda impresa en el cristal.

2/ Al retirar el molde de hierro, parece que la pintura se confunda, pero ha quedado fijada en el lado del cristal.

3/ El espacio del marco se rellena con arena y cemento mezclado hasta formar el grueso de la baldosa.

4/ El molde cubierto de cemento se coloca en una prensa hidráulica para compactar la mezcla.

5/ La pieza se saca del bastidor y se pone a secar al aire libre.

6/ Una vez seca, se sumerge todavía con el cristal adherido a la baldosa.

7/ En el séptimo y último paso se deja secar la baldosa al aire libre hasta que el cristal se desprende.

Pavimentos hidráulicos in situ

Los palacios y mansiones de Chettinadu suelen tener una combinación de suelos hidráulicos y de cemento pigmentado. Puedes ver baldosas preciosas en muchas poblaciones de esta región de Tamil Nadu. Es muy popular la población de Kanadukathan al tener varias mansiones muy bien conservadas y abiertas al público como hoteles o para visitar privadas.

La audacia en al combinación de colores hace que los pavimentos de Chettinadu sean particularmente atractivos. En el mismo Athangudi, se puede visitar el palacio de Athangudi (Athangudi Palace). Los suelos del lugar te cortarán la respiración.

Un souvenir original de Tamil Nadu

Los Athangudi tiles tienen un peso considerable, así que no puedes llevarte un montón de piezas para casa. Sin embargo, en la visita a un taller de cerámica se pueden comprar piezas individuales por 50-100 rupias.

Ya ves que las Athangudi tiles pueden ser, sin duda, uno de los souvenirs originales de la India a llevarte para decorar tu casa y tener bien cerca un trocito de este colorido país. Además, estarás contribuyendo a mantener una forma tradicional de elaboración y consumiendo productos locales. Así es como ha quedado en mi casa 👇🏼

Print Friendly, PDF & Email
Marta Conill-Tetuà
Últimas entradas de Marta Conill-Tetuà (ver todo)

Marta Conill-Tetuà

Docente e investigadora del grupo de investigación Turisme, Cultura i Territori del CETT-UB. Apasionada por la artesanía y los tejidos de la India.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable Enric Donate Sanchez.
  • Finalidad  Moderar los comentarios. Responder las consultas.
  • Legitimación Tu consentimiento.
  • Destinatarios  CDMON.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puedes consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento, analítica y para fines de afiliación.    Ver Política de cookies
Privacidad